3.2 El-abuso-sindical-para-la-estabilidad-laboral

El abuso sindical para la estabilidad laboral

El beneficio más representativo de los sindicatos, es la formación de un grupo colectivo de trabajadores que defienda los derechos de los empleados, logrando adicionalmente algunos beneficios que son negociados con sus empleadores.

Pero lastimosamente, la mayoría de los sindicatos, no plantea un actuar colaborativo con la empresa, para mejorar los resultados empresariales, con el fin de mantener una empresa productiva que genere beneficios para todos, por el contrario, se busca solamente beneficios unilaterales.

Este hecho a generado en muchas ocasiones que se abuse de la posición sindical, lo que ha ocasionado el cierre de muchas empresas, dejando como únicos perdedores, a los trabajadores, quienes perdieron sus empleos, gracias a las controversias entre sindicatos y empleadores que terminaron con pérdidas empresariales.

El abuso sindical para la estabilidad laboral

Lamentablemente, la protección justa de los sindicalistas se ha desbordado jurisprudencialmente, generando abuso del fuero sindical para beneficio de unos pocos, con lo que se impide el despido de trabajadores ineficientes, abusivos y hasta agresivos.

Se han presentado casos en muchas empresas, donde prefieren pagar salarios a sindicalistas, sin que asistan a cumplir sus obligaciones como empleado, ya que de presentarse a la empresa son un problema por agresividad o incumplimiento de sus deberes, pero por la protección del fuero sindical, tampoco pueden ser despedidos.

La defensa de los derechos colectivos, no pueden ser absolutos, ya que los que ostentan el fuero sindical son pocos, y los afectados, son los afiliados al sindicato, empleados y directivos, siendo la mayoría de un ente empresarial, en caso de causarse alguna inestabilidad en la organización.

El tema se ha agudizado tanto dentro de los diferentes sindicatos, que es llamado el “carrusel sindical”, donde la única finalidad es conservar las actuales condiciones salariales y aportes que la empresa debe entregar, sin que exista un verdadero trabajo sindical para mejorar las condiciones de los trabajadores.

Así que la verdadera responsabilidad de control sobre un sindicato, recae sobre todos los trabajadores, al evaluar si efectivamente cumplen con el verdadero propósito con el cual fue creado. Y de no ser así, es prudente recordar que, por votación general de los trabajadores afiliados, tanto el presidente del sindicato como los demás directivos sindicales, pueden ser reemplazados, para que otras personas cumplan con los verdaderos objetivos del sindicato dentro de la empresa.

Un abogado estará gustoso de atenderte

¡Déjanos tu consulta detallada!, para que un abogado especialista analice tu caso, recibirás instrucciones para poder resolver tus dudas.